Mallorca se ha convertido por mérito propio en uno de los mejores destinos en Europa para la práctica del golf. Un gran número de campos de Golf y una amplia oferta de posibilidades de alojamiento permite que los jugadores puedan disfrutar de la experiencia con total plenitud.

Para iniciarse en este deporte deberás tener varias cosas fundamentales: Muchas ganas de aprender y de pasártelo bien, además de una pasión por las actividades al aire libre. En este artículo te daremos algunos consejos a tener en cuenta si deseas aprender a jugar al golf en Mallorca.

 

Adiós miedo

Ser el mejor es muy difícil, esto convierte al resto de mortales en simples aprendices, así que fuera miedo, y bienvenido a la aventura. Jugar al golf es una actividad llena de estrategia, y de elegir correctamente cada uno de sus golpes. Aprender y mejorar en el golf tiene que ver más con la calidad de nuestras decisiones que con una habilidad innata. Siempre que puedas intenta compartir con otros jugadores, especialmente si tienen un nivel superior, aprenderás de manera más rápida, práctica y divertida.

 

¿Por donde empiezo?

El paso más difícil es decidirse a empezar. Deberás hacerte algunas preguntas: ¿Por qué quieres jugar? Quieres simplemente compartir un momento con tus amigos, o deseas tomártelo totalmente en serio? ¿Cuánto tiempo y energía estas dispuesto a invertir?

 

Clases de Golf

Sin duda la mejor manera de introducirse en este deporte. Contarás con el apoyo de un profesor cualificado, y además compartirás la experiencia con jugadores que se encuentran en un nivel similar al tuyo. La gran ventaja en este punto, es que aún no has adquirido malos hábitos, por tanto será más sencillo que tu profesor moldee tu técnica de una manera mas eficiente. En Mallorca encontrarás gran cantidad de campos de golf que cuentan con monitores PGA que te guiarán en tu aprendizaje.

 

Aprovecha los driving range

Estos espacios te permiten practicar y ajustar tu coordinación en los golpes, dependiendo de la distancia. Muchos principiantes comenten el error de practicar solamente los golpes de media y larga distancia, sin embargo es mejor hacer una progresión lenta. Poco a poco aumenta la velocidad de tu swing, esto mantendrá tu tempo y coordinación en unos márgenes adecuados.

 

Domina los golpes cortos

La mayoría de golpes que necesitarás durante tu juego son de corta distancia, por tanto, esto significa que estarás con un putter o wedge casi la mitad del tiempo, familiarízate con ellos.

 

No olvides lo básico

El golf es un juego mental. La fase de aprendizaje es importante ya que marcará notablemente tu futuro desempeño y disfrute dentro un campo de golf. En esta fase se suele recibir mucha información de muchas fuentes, esto puede conducir a un corto circuito mental que te alejará de lo esencial. Siempre que esto suceda vuelve a las bases. Comprueba tu situación respecto a la bola, tu postura, tu gesto, y entonces realiza un Swing relajadamente.

 

Empieza poco a poco

Te recomendamos que empieces en un par 3 antes de aventurarte a un recorrido completo de 18 hoyos. En un recorrido corto par 3 todas las distancias son modestas y asequibles. Tomate tu tiempo antes de lanzarte a un desafío mayor.

El golf es un deporte de resistencia, en cierta manera, así que prepárate adecuadamente para enfrentarte a un recorrido de 18 hoyos. Normalmente los campos suelen estar menos concurridos en horas de la tarde, aprovecha la oportunidad para hacer un recorrido que se ajuste a tus capacidades. Maneja la frustración de manera correcta, úsala para afrontar tus retos de manera progresiva y metódica.